Ward y Rigondeaux noquearon con polémica en Las Vegas

Anoche en velada realizada en el Mandalay Bay de Las Vegas, Nevada, con transmisión de HBO en sistema PPV, el norteamericano Andre Ward (32-0, 16KO) noqueó técnicamente en el 8º round al ruso Sergey Kovalev (31-2-1, 26KO), en duelo estelar revancha, para retener los Títulos Mundiales AMB/OMB/FIB de peso Semicompleto.

El comienzo del combate fue parejo con una pequeña ventaja a favor de el europeo, sin embargo en los últimos rounds el estadounidense ajustó las piezas y empezó a dominar a través del anticipo, la velocidad e infracciones que cometía.

En el octavo asalto todo se definió, cuando una tremenda derecha aterrizó sobre la mandíbula del retador haciéndolo trastabillar y mostrándolo muy endeble. Una andanada de golpes por parte del campeón, algunos por debajo del cinturón, hicieron caer a un sentido Kovalev. Por lo que el arbitro Tony Weeks, un poco apresurado y de manera equivoca, proclamó el nocaut tecnico siendo que los últimos dos impactos de Ward fueron ilegales.

Hubo algunos leves reclamos del Team del soviético, sin éxito alguno. Al momento de sentenciarse la victoria del americano, dos jueces lo llevaban arriba por punto en las tarjetas, mientras que un tercero lo tenía adelante al ruso por tres puntos.

En el pleito de semifondo en peso Supergallo entre invictos, el Super campeón AMB y Lineal The Ring, Guillermo Rigondeaux (18-0, 12KO) unificaba coronas de las 122 libras con el monarca regular AMB e IBO Moises Flores (25-1, 17KO).

En un primer round de estudio donde no pasó casi nada, al final se dieron candela lanzando golpes sobre la campana. Sin embargo una derecha final del cubano fue claramente luego de la campanada. El mexicano cayó desplomado al suelo. En primera instancia el sombrío referí Vic Drakulich no le dio cuenta y espero a que se recupere. Luego, un poco perdido (ya que señalaba que fue un golpe en la nuca), buscó ayuda en la tecnología y consultando a los representantes de la Comisión Atlética.

Finalmente y tras varios minutos de incertidumbre y dudas, el arbitro declaró nocaut tecnico en el primer round a favor de Rigondeaux, cuando lo correcto era descalificar al cubano. Sin embargo para muchos analistas, el azteca intentó especular con la descalificación de su rival, ya que no parece haber sido un golpe brutal como para quedarse acostado en la lona.

En combate principal complementario, el invicto norteamericano Luis Arias (18-0, 9KO) noqueó en el quinto asalto al duro ruso Arif Magomedov (18-2, 11KO) para retener el cinturón USBA de peso Mediano.

Mientras que la pelea que abrió la cartelera televisada desde Estados Unidos, el ascendente prospecto kazajo y monarca interino AMB, Dmitry Bivol (11-, 9KO) venció por KO técnico en el 4º round al norteamericano Cedric Agnew (29-3, 15KO) en la división Semipesado.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.