Piñas argentinas en el horizonte

Por Por: Mauro Mariani | Diario Olé

Después de la tempestad, viene la calma”, reza el dicho popular al que busca aferrarse el boxeo argentino. Tras dos años difíciles, en los que no se pudo ocupar los guantes vacíos que dejaron Sergio Maravilla Martínez y Marcos Chino Maidana, en el 2018 podría aparecer la luz en el final del túnel. El inicio de la temporada está cargado de peleas por títulos mundiales, en los que Argentina podrá volver a un lugar de privilegio.

La primera presentación para los nuestros será la de Lucas Matthysse (38-4, 35 KO), quien de una vez por todas buscará consagrarse campeón mundial regular (fue interino en la categoría súper ligero en 2012). El chubutense perdió en las unificaciones de las coronas con Danny García y Viktor Postol;contra el tailandés Tewa Kiram (38-0, 28 KO) tendrá la chance de su carrera a los 35 años. El combate se realizará en el Forum de Los Ángeles, el 27/1, por el cetro welter AMB vacante.

Después, el 10/2, llegará el turno de Omar Narváez (47-2-2, 25 KO) de hacer historia. El Huracán, de 42 años, ex campeón mosca y súper mosca OMB, intentará convertirse en el primer argentino en levantar tres coronas. La parada será en Londres frente al sudafricano Zolani Tete (26-3, 21 KO), dueño del cinturón gallo OMB, quien en su última pelea noqueó en apenas 11 segundos. ¿Podrá el chubutense sacarse la espina de la dura caída ante Naoya Inoue?

Por su parte, Brian Castaño (14-0, 10 KO), el único campeón mundial, saldrá a escena los primeros días de marzo. Con fecha a confirmar (2 o 3/3), el representante nacional volverá a Francia, donde en julio derrotó a Michel Soro (31-2-1, 21 KO): lo espera Cedric Vitu (46-2, 19 KO), 12º del ranking, en su segunda defensa. En París, Castaño, de 28 años, deberá reafirmar que es uno de los mejores súper welter del mundo y la gran figura argentina.

En tanto, los otros dos púgiles que están en los primeros planos son Juan Carlos Reveco (39-3, 19 KO) y Jesús Cuellar (28-2, 21 KO). El mendocino, que en octubre se ganó el boleto para retarle el título mosca FIB al filipino Donnie Nietes (40-1-4, 22 KO), aguarda por la fecha del combate para volver a la cima, mientras que el Forastero tuvo un 2017 tranquilo, en el que no se subió a los rings. El ser el 1 del ranking AMB en la categoría super pluma le da chapa:el campeón Alberto Machado (19-0, 16 KO) sería su rival para regresar a la corona.

Con las oportunidades sobre la mesa, Argentina tiene en sus puños estar enlos primeros planos. No quiere besar la lona.

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.