José Carlos Ramírez frente a oportunidad única ante Josh Taylor

Por Erika Montoya – Milenio

El peleador mexicoamericano José Carlos Ramírez está chapado a la antigua y para él no hay mejor forma demostrar que es el mejor de una división más que eliminado uno a uno las más grandes amenazas, hasta convertirse en el único sobreviviente.

Dueño de dos coronas en la división de los superligeros, la del Consejo Mundial de Boxeo y de la Organización Mundial de Boxeo, tiene la meta puesta en llegar hasta lo más alto, por eso el hijo de migrantes mexicanos irá el 22 de mayo en Las Vegas por la corona indiscutida cuando enfrente al inglés Josh Taylor, dueño de las diademas de la Asociación Mundial y de la Federación Internacional.

“Es una gran oportunidad pues me siento bien bendecido es un gran honor de estar donde me encuentro. Tengo mucha inspiración es una pelea muy grande que va a traer mucho orgullo para mi familia, para mi pueblo, para mi gente y mi país. Es algo que traerá mucha gloria para lo que represento y ya casi me lo puedo saborear” declaró en entrevista el peleador de 28 años, quien de ganar esa noche lograría la meta del campeonato indiscutido antes que Saúl Canelo Álvarez.

“Soy una persona muy derecha, no le quiero mentir a nadie, para mí es fácil… le gano a los mejores, soy el mejor. No simplemente decirlo, sale sobrarlo. No está bien. Cuando alguien lo dice tal vez la gente se lo come a veces, pero yo respeto mucho al boxeo, al público y la gente que me sigue y yo con hechos quiero demostrar”, agregó.

El nativo de Avenal, California, reconoce en Taylor el tipo de rivales que lo llevarán al siguiente nivel y por eso aseguró que está dispuesto a ir hasta las últimas consecuencias con tal de salir con la mano en alto.

“Si hacemos balance de quienes ha enfrentado Taylor y con quienes he peleado yo es muy similar. Creo que tengo mucho que demostrar de José Ramírez y creo que peleas como esas van a sacar lo mejor de mí y estoy más enfocado en lo que yo voy a traer en lo que él tiene. Pero hay que reconocer que Josh Taylor ha llegado a este nivel porque también es un gran campeón” abundó Ramírez, quien tiene una marca profesional de 26-0 con 17 nocauts.

Con nueve años como profesional, Ramírez ha visto el boxeo cambiar y ve en el desarrollo del boxeo femenil una inspiración para seguir cosechando logros, tal cual lo hace Claressa Shields.

“Las mujeres están haciendo cosas muy grandes, Claressa Shields con lo que hizo como amateur teniendo dos medallas de oro y ahora en profesional con dos campeonatos indiscutidos. No se ve mucho en el deporte, ha hecho historia y yo creo que un campeón de verdad sabe que es la meta, pero la que ella impuso es una muy grande. Es algo que tenemos que imitar, porque ella no agarra ni una pelea fácil, es muy similar a mi plan. La diferencia es que con los hombres hay un poco más de boxeadores y más política con las diferentes promociones”, explicó.

Dentro de sus planes, tras la la pelea con Taylor, Ramírez planea abandonar la división. Adelantó que durante 23 peleas se ha mantenido en peso y su cuerpo empieza a pedirle un cambio, pero la única situación que le impediría subir, tras conquistar el indiscutido, sería poder cerrar una pelea de gran nivel.

Mi cuerpo ya me está pidiendo que suba de división mido 1.78 metros. Yo creo que puedo ser un mejor boxeador en las 147 libras, pero si se llega una pelea grande e importante después de Taylor lo tomaré en cuenta, pero mi plan es una o dos peleas más y me voy de la división”, finalizó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: Content is protected !!