La pelea Kazuto Ioka vs Donnie Nietes II por el título mundial ordenada por la OMB

Cualquier esperanza de una súper pelea largamente esperada entre Kazuto Ioka y Roman ‘Chocolatito’ González está nuevamente en suspenso.

Ioka de Japón permanece en la mira de la OMB, que ha ordenado que el actual campeón de peso gallo junior de cuatro divisiones enfrente al retador obligatorio y ex campeón de cuatro divisiones Donnie Nietes. La pelea se ordenó formalmente el viernes, y las dos partes recibieron treinta días para llegar a un acuerdo y evitar una audiencia de subasta.

“Tenga en cuenta que el Comité del Campeonato Mundial de la OMB ordena el inicio de las negociaciones para el tema de la pelea”, declaró Luis Batista-Salas, presidente del comité del Campeonato de la OMB en una carta a los respectivos equipos de ambos boxeadores. “Las partes en el presente tienen treinta (30) días a partir de la emisión de esta carta para negociar y llegar a un acuerdo en consecuencia.

“Si no se llega a un acuerdo dentro del plazo establecido en este documento, se llamará a los procedimientos de licitación de bolsa según las Regulaciones de los Campeonatos Mundiales de la OMB”.

Ioka representado por TLAROCK Entertainment, mientras que Nietes ahora lucha bajo el estandarte de Probellum encabezado por el promotor Richard Schaefer.

La pelea ordenada, en caso de que se materialice, servirá como una revancha de su pelea por el título vacante de Año Nuevo 2018, que Nietes de Filipinas ganó por decisión dividida en Macao, China. Los dos chocaron en busca de convertirse en un campeón de cuatro divisiones, con Nietes logrando el objetivo primero antes de dejar vacante el título de la OMB menos de dos meses después en lugar de una revancha ordenada con su compatriota Aston Palicte después de que los dos pelearan por un empate en septiembre de 2018.

Ioka reclamó el cinturón en un nocaut en el décimo asalto de Palicte en junio de 2019, convirtiéndose en el único boxeador masculino japonés en ganar títulos en cuatro divisiones. Siguieron cuatro defensas exitosas del título, tres de las cuales se ordenaron peleas por el título obligatorias. Ioka (28-2, 15KOs) rechazó sucesivamente a los contendientes mejor clasificados Jeyvier Cintron, Kosei Tanaka y Francisco ‘Chihuas’ Rodríguez Jr., todos a instancias de la OMB.

La pelea con Tanaka se le impuso a Ioka, quien buscó unificar contra Juan Francisco Estrada (42-3, 28KOs) o González (51-3, 41KOs). Tanaka, un campeón invicto de tres divisiones en ese momento, hizo cumplir su estado de campeón “Súper” de la OMB para ordenar la pelea por el título obligatorio. Ioka hizo pagar a su compatriota, anotando un nocaut en el octavo asalto, posiblemente el mayor logro de una carrera digna de consagrarse en el Salón de la Fama.

Luego de la victoria sobre Rodríguez, Ioka, de 33 años, estaba listo para un choque de unificación del título con el entonces campeón de la FIB, Jerwin Ancajas, que se llevaría a cabo la última víspera de Año Nuevo en Tokio. Sin embargo, la lucha se descartó una vez que Japón cerró sus fronteras a fines de noviembre para combatir la propagación de la variante Omicron. El desarrollo no permitió que Ancajas ingresara al país, lo que dejó a Ioka conformándose con una defensa del título opcional contra Ryoji Fukunaga, a quien superó por puntos en doce asaltos.

Las esperanzas de volver a visitar un choque de unificación del título con Ancajas se evaporaron después de que el filipino vio cómo su reinado del título de más de cinco años llegaba a su fin luego de una sorpresiva derrota por decisión ante el argentino Fernando Martínez en febrero pasado.

Desde entonces, han surgido rumores de un posible enfrentamiento con González. La primera sugerencia de tal superpelea se produjo poco después de la reciente victoria en doce asaltos del legendario nicaragüense, ex campeón de cuatro divisiones y una vez rey libra por libra, sobre el campeón de peso mosca del CMB, Julio César Martínez, en una pelea sin título. en el peso gallo junior en marzo pasado en San Diego.

Independientemente de las conversaciones (si las hubo) que tuvieron lugar entre los dos, claramente no fueron lo suficientemente oficiales como para que la OMB se abstuviera de ordenar a Ioka que participara en su cuarta defensa obligatoria del título en un lapso de cinco peleas.

La medida funciona en beneficio de Nietes, aunque su estatus de título obligatorio es cuestionable. El filipino de 39 años ha peleado solo dos veces desde su victoria sobre Ioka, después de haber terminado una pausa de 27 meses en una victoria por decisión en diez asaltos sobre Pablo Carrillo el 3 de abril pasado en Dubai. La pelea fue la primera después de firmar con D4G Promotions, un equipo de promoción afiliado a MTK que desde entonces ha transferido gran parte de su lista, incluido Nietes, a Probellum, que albergó la última pelea de Nietes también en Dubai.

Una eliminatoria por el título de peso gallo junior de la OMB anunciada con Norbelto Jiménez el 11 de diciembre pasado terminó en un empate de diez asaltos empañado por la controversia. El dominicano Jiménez ingresó al cuadrilátero creyendo que la pelea estaba programada a doce asaltos, según lo introdujo el locutor del cuadrilátero. El ex retador al título estaba furioso cuando la pelea terminó después de diez asaltos, teniendo que conformarse con un empate que pareció funcionar para Nietes, quien ahora está listo para una oportunidad por un segundo reinado del título de peso gallo junior.

Si transcurre el período de treinta días sin que se haya llegado a un acuerdo, la WBO convocará a una audiencia de licitación de bolsa desde su sede en San Juan, Puerto Rico. Cualquiera de las partes también puede solicitar una oferta de bolsa en cualquier momento durante el período de negociación. La oferta mínima aceptable para la pelea será de $100,000 si llega a ese punto.

Ioka y Nietes han reclamado títulos en peso paja, peso mosca junior, peso mosca y peso gallo junior.

Ioka terminó un breve retiro tras su regreso al ring en 2018, ganando en su debut en EE. UU. como parte de una tarjeta ‘Superfly’ de HBO en California antes de quedarse corto frente a Nietes tres meses después. El resto de su carrera ha tenido lugar en su Japón natal, incluidas sus últimas cuatro peleas celebradas en el famoso Ota City Gymnasium en Tokio. La misma cartelera que acogió el debut de Ioka en Estados Unidos también contó con Nietes-Palicte.

Nietes ha viajado mucho a lo largo de su carrera de 19 años, aunque sorprendentemente nunca ha peleado en el Japón natal de Ioka. Su última pelea en casa se produjo en una victoria por puntos en doce asaltos en abril de 2017 sobre Komgrich Nantapech de Tailandia para ganar el título de peso mosca de la FIB en Cebú, Filipinas.

Dejá una respuesta

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: