El último que le ganó a Floyd (y se empobreció)

Apenas se habrá convertido en una anécdota. En una gran anécdota. Porque a su bolsillo, la vida no le cambió. Detrás del glamour y los millones de dólares de Floyd Mayweather, quien se retiró con un récord de 50-0 y una última bolsa de 350 millones de dólares, aparece la historia de un búlgaro, Serafim Todorov, un tipo actualmente desempleado que vive de recuerdos y de una pensión mensual de… 435 dólares.

“He sufrido ataques depresivos incontables veces en mi vida. Incluso ahora, donde trato de llevar una vida común y corriente con mi familia”, aseguró Todorov, de 48 años, y actor protagónico de un hecho histórico. El 2 de agosto de 1996, por una de las semifinales de la categoría Pluma de los Juegos Olímpicos de Atlanta, se dio el lujo de vencerlo y dejarlo sin final tras una victoria que lo vio arriba por 10-9 en un particular conteo.

Al final, Todorov cayó en el combate decisivo ante el tailandés Somluck Kamsing y Mayweather debió compartir -fiel al boxeo olímpico- el bronce junto con el argentino Pablo Chacón. Según la investigación de Business Insider, sin suerte con los guantes,Serafim trabajó en un supermercado y trabajador en una fábrica de salchichas. Floyd corrió con otro talento. Y con otra suerte…

Por Diario Olé

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.