Golovkin se queda con la histórica fecha del Cinco de Mayo

De la manera más inesperada, un kazajo va a ser la estrella principal en la ya tradicional y esperada velada boxística del Cinco de Mayo en Las Vegas.

Gennady Golovkin será el encargado de poner su ‘estilo mexicano’ en el ring, pero también deberá cargar con la responsabilidad de convocar y satisfacer a miles de mexicanos, y quizá de otras naciones, que planeaban atestiguar su segundo pleito ante Canelo Álvarez, quien optó finalmente por cancelar la batalla y atender su tema de dopaje con la Comisión de Nevada.

Independientemente del rival que decida tomar, ya sea el irlandés Gary O’Sullivan, el joven mexicano Jaime Munguía, o el excampeón estadounidense Demetrius Andrade, hoy Golovkin tomará una fecha que en los últimos años había sido de las más esperadas por el mundo boxístico, con protagonistas de la talla de Óscar de la Hoya, Floyd Mayweather y el propio Canelo.

El Cinco de Mayo en el Boxeo fue una fecha que aprovechó Óscar de la Hoya cuando era boxeador para crear una sinergia especial entre los mexicanos que vivían del lado norte de la frontera entre México y Estados Unidos, pero muy pronto le quitó el control Floyd Mayweather y fue el estadounidense quien se aprovechó de lo construido por Óscar para sumirse como el nuevo rey de esa fecha.

Mayweather ganó en Cinco de Mayo a peleadores como Óscar de la Hoya, Shane Mosley, Miguel Cotto, Robert Guerrero, Marcos Maidana y Manny Pacquiao, y fue hasta que se retiró cuando tocó el turno a Canelo Álvarez de estelarizar el Cinco de Mayo con sendos triunfos sobre Amir Khan y Julio César Chávez Jr.; sin embargo, su oportunidad de continuar con esa recha terminó por sus problemas con los exámenes antidopaje.

Golovkin es considerado aún por muchos como el mejor peleador libra por libra del mundo, lugar en el que compite con Vasyl Lomachenko y Terence Crawford, y en verdad representará un reto para él, ser el A de la ecuación en Las Vegas, cuando bien pudo haber logrado una gran entrada en el Madison Square Garden de Nueva York o en el Forum de Inglewood, California en cualquier otra fecha y con cualquier otro rival.

La oportunidad es grande, pero la presión también será mucha para GGG y su equipo, que a un mes de la batalla deberán encontrar las mejores condiciones posibles para salir bien librados de esta emergencia. La ventaja de Golovkin es que, con el respaldo de la fanaticada mexicana y mexicoestadounidense, podría ocupar una mejor posición con la que entró al quite este Cinco de Mayo.

Por Salvador Rodríguez | ESPN DIgital

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.