Abellaneda derrotó nuevamente a Rodríguez y retuvo, Fonseca doblegó a Romero

La tercera vez que se vieron las caras fue por una corona, pero con igual resultado. Yamila Abellaneda se impuso sobre Sofía Rodríguez, por puntos, en fallo mayoritario, tras diez asaltos, y así defendió por cuarta ocasión su título argentino ligero, en uno de los combates estelares de la velada desarrollada el sábado por la noche en el Gimnasio Municipal Enrique Mosconi de Cutral Có, Neuquén, televisada en vivo a través de TyC Sports y TyC Sports Play en su ciclo Boxeo de Primera.

En el otro combate estelar de la noche, el invicto Leandro Fonseca doblegó al ex campeón latino Ezequiel Romero, por puntos, en fallo unánime, tras diez asaltos, en categoría superwelter.

En su tercer duelo del historial personal, Abellaneda (ahora 14-5-1, 3 KOs) comenzó con soltura dominando a la retadora aunque debió trabajar en la segunda mitad, cuando Rodríguez (5-7, 1 KO), N° 4 del ranking argentino ligero, reaccionó. Con su mayor alcance, la campeona anticipó los cruces. Desde la media y corta distancia, combinó sus precisos jabs, rectos, cruzados y ascendentes al rostro. Fresca y con mayor movilidad, fue neutralizando a la desafiante y adjudicándose los rounds. Hasta que en el sexto, “La Lobita” reaccionó. Más agresiva, conectó su cross y uppercut diestros a la zona alta, frenando el andar de la sanjuanina. A partir de allí, se alternaron el dominio. Más ordenada, Abellaneda (60,600 kg.) prevaleció en el séptimo, con ráfagas de gancho zurdo a las costillas con sus derechas cruzadas y ascendentes al mentón, en su mejor segmento. Pero con ímpetu, la bonaerense (61,200 kg.) fue a buscarla. Sabiéndose en desventaja, presiono con su recto y cross cortos al rostro, y sendos ganchos. Así, llegaron al cierre en intensos intercambios. Con la campana definitiva, el resultado parecía estar claro, más allá de un jurado que sorprendió. Y con él, Abellaneda repitió lo ocurrido el 20 de diciembre de 2019 y el 30 de octubre de 2020, cuando se impuso en sendos fallos unánimes, luego de cuatro y seis capítulos, respectivamente.

Las tarjetas de los jueces expresaron: Esteban Castro 95-95, Jorge Garayo 97-93, y Héctor Álvarez 97-93, ambas a favor de Abellaneda.

Con soltura desde la primera campana, Abellaneda anticipó los cruces en la media y corta distancia y combinó su jab zurdo con profundos cross diestros a la mandíbula. Boxeando en retroceso en el segundo round, contragolpeó con su izquierda larga y su derecha cruzadas al mentón. Más ordenada, repitió su cross zurdo pleno a la mejilla en el tercero, con mayor profundidad.

Sin embargo, en el séptimo la campeona retomó el control. Más activa, combinó su gancho zurdo a las costillas con sus derechas cruzadas y ascendentes al mentón, estableciendo claras diferencias.

izquierda ascendente y cruzada a la mandíbula, para cerrar una inobjetable victoria.

A los 28 años, Abellaneda defendió por cuarta ocasión el cetro que conquistó el 21 de febrero de 2020 al dominar a Pamela Benavídez en decisión unánime, y que retuvo venciendo a Karen Alaniz -dos veces- e igualando con Paola Benavídez, previo al pasado 12 de marzo exigir a la ex campeona mundial inglesa Terri Harper hasta perder en las tarjetas por el título intercontinental ligero de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB) en Inglaterra. En tanto Rodríguez venía del 27 de mayo último caer con la uruguaya Maira Moneo en fallo unánime por la faja fedelatin ligero AMB.

En un intenso enfrentamiento, Fonseca, actual N° 1 del ranking argentino welter, controló con autoridad los primeros seis capítulos, hasta que llegó la reacción de Romero, ex campeón latino welter de la Organización Mundial de Boxeo (OMB), desde el séptimo. Con el ritmo que lo caracteriza, el apodado “Huracán” marcó los tiempos y las distancias con su constante ataque en forma de jab zurdo, cruzados y ascendentes de ambos puños al rostro. Con comodidad, se adjudicaba los capítulos. A partir del tercer round, fue añadiendo sus punzantes ganchos a las costillas, que parecían desgastar a su experimentado rival. Sin embargo, con todo su oficio, “La Herradura” reaccionó en el séptimo y lo sorprendió con sus uppercuts y cruzados a la zona alta. A partir de allí, la pelea cambió. En un trámite mucho más equilibrado, los episodios se definían por detalles. Con determinación, Romero atacaba y obligada al invicto a boxear en retroceso. De contragolpe, Fonseca lo encontró con sus ganchos al cuerpo y sus cruzados arriba. Sin embargo, sobre el final, el probador hizo lo propio con ascendentes y cross a la mandíbula, elevando la adrenalina hasta el campanazo final, que cerró un atractivo choque.

Las tarjetas de los jueces fueron: Esteban Castro 96-94, Jorge Garayo 98-92, y Héctor Álvarez 99-91, todas para Fonseca.

Dejá una respuesta

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: